Las roscas que se van a distribuir. / José Utrera

Zújar reparte 10.000 roscas con motivo de las fiestas del Santo Ángel

La procesión tendrá un recorrido reducido en las calles alrededor de la iglesia con motivo de la pandemia

JOSÉ UTRERA GARCÍA Zújar

La localidad de Zújar retoma hoy la celebración de la festividad del Santo Ángel, con todos los actos tradicionales, que incluyen la procesión del santo y el posterior reparto de las roscas de la suerte, de las que se han encargado 10.000 unidades, a tres panaderías diferentes de la localidad. La misa se adelanta a las 10 de la mañana y una vez terminada se iniciará la procesión, que finalizará a llegar a la altura del Centro Guadalinfo en la calle Molinillo. Será en este punto donde se cortará la calle se pondrán vallas y se procederá a repartir las roscas del Santo Ángel, previamente bendecidas.

Hace dos semanas una comisión integrada por representantes del Ayuntamiento, la Hermandad de la Virgen de la Cabeza, Los Tercios, La Asociación de Moros y Cristianos Jauffia-Jabalón, La Asociación Cultural Virgen de la Cabeza (Banda de Música), la Policía Municipal y el cura párroco de la localidad de la Comarca de Baza, decidió celebrar los actos entorno a la festividad del Santo Ángel. La decisión se adoptó según las instrucciones de la diócesis con respecto a los actos de culto externo y siguiendo las directrices de la Junta de Andalucía.

Aunque la situación ha cambiado el concejal de Cultura, David Sánchez, indicó a IDEAL que el protocolo no se va a variar, y la procesión va a tener un recorrido reducido por las calles de alrededor de la iglesia, debido a las obras que se están realizando en una de las calles por las que tradicionalmente discurre la procesiona.

En la procesión participará la Banda de Música de la Asociación Cultural de la Virgen de la Cabeza, que lleva más de año y medio sin participan en una procesión y están deseando de salir acompañando al Santo Ángel.

Es un lugar donde se suelen producir aglomeraciones y esta vez se van a poner vallas para estrechar la calle y posibilitar que se mantenga la distancia de seguridad, labor en la que van a colaborar la Policía Local y voluntarios de Protección Civil. Se ha establecido un horario entre las 12 y las 13.30 horas para poder recoger las roscas de forma ordenada.

Jóvenes de la localidad disfrutan de las roscas. / JOSÉ UTRERA García

También se ha variado la cuestación casa por casa y las huchas para las donaciones para el Santo Ángel se han instalado en diferentes establecimientos del municipio. David Sánchez señaló que la decisión adoptada pretende retomar la celebración de una festividad muy esperada por todos los zujareños, que vienen desde muchos puntos de la geografía nacional para recoger las roscas y si no pueden venir sus familiares las recogen por ellos y se las envían en los próximos días.

Por lo general se entregan dos roscas por vecino, pero raro es el que no pide el doble o más pensando en algún familiar. También hay que contar con la chiquillería, que suelen pasar por la fila todas las veces de pueden para recoger el mayor número de roscas posible. Una actitud que forma parte de la picaresca local entre los más jóvenes.

Cuentan que la fiesta del Santo Ángel es la festividad cristiana más antigua de todas las que se celebran en Zújar. Una tradición que arranca en el siglo XVII. Dice la leyenda que todo comenzó, tras una larga sequía y el paso de una plaga de langostas que arrasó el municipio, y dejo al pueblo sin cosecha. Se produjo una hambruna y los vecinos se solidarizaron con los que no tenían para comer y amasaron pan. Entre unos y otros salieron a pedir harina para hacer roscas de pan y repartirlas entre los más necesitados, que eran muchos. Ahora ya no se pide harina, entre otras cuestiones porque hace muchos años que nadie la tiene y el trigo se dejó de cultivar. Pero la colaboración continua para mantener viva la tradición y unas semanas antes de la festividad del Santo Ángel un grupo de voluntarios recorre el pueblo pidiendo dinero para poder comprar las roscas. Si falta, el ayuntamiento pone la cantidad necesaria hasta cubrir el gasto que supone comprar tanta rosca.

La Fiesta del Santo Ángel antes se celebraba a primeros de marzo durante los siglos XVI, XVII, XVIII y parte del XIX, y desde 1825 se hace el segundo día del mes de octubre. En Zújar existía una ermita del Santo Ángel, pero fue demolida en el año 1854.

En Cuevas del Campo también se celebra la misma fiesta. No hay que olvidar que hasta hace algo más de un cuarto de siglo, la localidad cueveña pertenecía a Zújar y mantiene la misma tradición.

Temas

Zújar