inuguración de las jornadas hoy en Baza / JOSÉ UTRERA

Fernández destaca que los PGE para 2022 «serán históricos para las políticas de igualdad», con 525 millones de euros

El delegado del Gobierno de España en Andalucía ha inaugura en Baza unas jornadas de formación multidisciplinar en materia de violencia de género

JOSÉ UTRERA BAZA

El delegado del Gobierno de España en Andalucía, Pedro Fernández, ha destacado hoy que el anteproyecto de Ley de los Presupuestos Generales del Estado para 2022 «contemplan unos recursos históricos para las políticas de igualdad, con 525 millones de euros, de los que Andalucía recibirá casi 30 millones más que en 2021», lo que pone de manifiesto que «el Gobierno es consciente de que solo aportando más recursos y de una forma transversal, se puede avanzar en la erradicación de la violencia y del machismo».

Durante la inauguración de las Jornadas de formación multidisciplinar en materia de violencia de género que han comenzado en el municipio de Baza, acompañado por el alcalde bastetano, Manolo Gavilán y la concejala de Igualdad y Bienestar Social, Mariana Palma, Fernández ha reclamado «no bajar la guardia» ante los datos de víctimas de la violencia machista acumulados en Andalucía desde que comenzó el año, con seis mujeres asesinadas, 36 en toda España, y ha explicado que «para luchar contra estos hechos, el Gobierno despliega toda una red de recursos a las administraciones autonómica y local con los objetivos de avanzar en una mejor protección de las mujeres, sensibilizar a la población sobre la existencia de un tipo de violencia que se ejerce contra las mujeres solo por ser mujeres y actuar sobre las generaciones más jóvenes para prevenir, identificar y, en última instancia, protegerlas».

En este sentido, ha hecho mención a dos programas concretos financiados con el Plan de Recuperación: El Plan España te Protege Contra la Violencia Machista, con 24M€ que gestionarán la comunidad andaluza y los ayuntamientos, que incluye la construcción de Centros de Atención Integral 24 horas (centros de crisis) para las mujeres víctimas de violencia sexual, la mejora, digitalización y ampliación a víctimas de todas las formas de violencia contra las mujeres de los servicios integrales de atención, como el 016, ATENPRO y los dispositivos de protección. Y el Plan Corresponsables para favorecer la conciliación de las familias con hijas e hijos de hasta 14 años y que se implantará en Andalucía con una dotación de 30 millones de euros.

Pacto de Estado

A esto ha sumado la financiación vigente del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, con más de 1.000 millones de euros entre 2018-2022, de los que el 50% tiene como destino las comunidades autónomas y el resto se reparte entre la Administración General del Estado (80%) y los ayuntamientos (20%), adscritos al Sistema VioGen, «como es el caso de Baza», ha destacado. «En este año 2021, además el Gobierno ha doblado la cantidad destinada a los ayuntamientos, es decir, contarán con 40 millones en lugar de los 20 asignados en años anteriores, en una muestra decidida de su compromiso con el importante papel que tienen los municipios en la lucha contra la violencia de género», ha subrayado.

«El machismo ha entrado en las administraciones»

Pedro Fernández ha defendido continuar con estas políticas y «no permitir que se dé ni un solo paso atrás, ni cedamos ante quienes utilizan las administraciones con el objetivo de que la mitad de la población pierda derechos» porque --ha argumentado-- «eso nos convierte en una sociedad más pobre».

No obstante, ha lamentado que «hoy desgraciadamente observamos que el machismo está muy presente, ha entrado en las administraciones de gobierno de la mano de grupos políticos que lejos de condenar la violencia de género, la niegan, blanquean los comportamientos y actitudes machistas e intentan justificarlos», una situación que «nos obliga a estar atentos y en tensión para continuar en la lucha contra la violencia de género para sentirnos y ser feministas».

Antes de terminar, el delegado del Gobierno ha felicitado al Ayuntamiento de Baza por esta «necesaria iniciativa, coordinada y sostenida a lo largo del presente curso», destinada a formar a profesionales y a concienciar e implicar a la ciudadanía en su conjunto en la batalla común contra el machismo, la desigualdad de género, los estereotipos sexistas y su consecuencia más dramática, la violencia hacia las mujeres por serlo. «Nuestra sociedad no será plenamente democrática, ni respetuosa con los derechos humanos más básicos, mientras las mujeres y las niñas sean agredidas, sometidas, explotadas y privadas de su vida, de su integridad física y moral, de su libertad y de sus derechos de ciudadanía», ha concluido.