Descubren en Baza 40 kilos de marihuana camuflados en matrioskas de una red de narcos internacional

Dos hombres han sido arrestados como presuntos responsables de un delito de tráfico de drogas y uno de ellos, además, por los delitos de falsedad documental, contra la seguridad vial y usurpación de estado civil

IDEAL

Agentes de la Policía Nacional han intervenido 40 kilogramos de marihuana y han procedido a la detención de dos hombres como presuntos responsables de un delito de tráfico de drogas. Uno de los arrestados ha sido imputado también por su presunta implicación en los delitos de falsedad documental, contra la seguridad vial y usurpación de estado civil. Los investigados pertenecerían a un grupo criminal dedicado al tráfico internacional de sustancias estupefacientes asentados en las localidades de Fuengirola, Baza y Estepa. Durante el operativo los agentes han intervenido 40 kilogramos de marihuana en cogollos, dos vehículos, una carta de identidad belga falsa, documentación de interés para la investigación y 3.900 euros. La autoridad judicial ha ordenado el ingreso en prisión de uno de los arrestados.

Esta investigación comenzó en el mes de septiembre, cuando los agentes de la UDYCO de Fuengirola (Málaga) tuvieron conocimiento de una organización criminal relacionada con el tráfico de drogas que se habría asentado en Málaga. Las primeras pesquisas permitieron averiguar que esta red se abastecía de proveedores afincados en Málaga, Sevilla y Granada, logrando ubicar uno de los inmuebles utilizados para ocultar las sustancias estupefacientes en la localidad de Estepa. Al parecer, y según las indagaciones practicadas, los investigados recibían las partidas de drogas, haciendo acopio de las mismas en el inmueble de esta localidad hasta reunir una importante cantidad. Mientras tanto, iban preparando las sustancias para exportarlas, en transporte por carretera, hasta otros países de la Unión Europea, donde la redistribuían a fin de multiplicar exponencialmente sus beneficios.

40 kilogramos de marihuana

Una vez localizada la «guardería» se estableció un dispositivo que permitió identificar a varios miembros de la organización. Durante una de las vigilancias a la vivienda los agentes observaron a un vehículo que abandonaba el lugar, iniciándose un seguimiento por carretera. Transcurridas unas horas, y viendo que el vehículo tomaba una dirección que hacía prever que se trataba de un posible porte de droga solicitaron apoyo al grupo local de Policia Judicial de la Comisaria de Baza, dándole el alto a la altura de esa localidad granadina. En su interior hallaron paquetes preparados en forma de «matrioskas» donde se encontraban ocultos un total de 40 kilogramos de marihuana.

La droga intervenida se encontraba rociada con amoniaco para eliminar el olor y las posibles huellas que permitieran identificar a las personas que la habían manipulado.

Prohibición de entrada en territorio Schengen

Los dos ocupantes del vehículo resultaron arrestados como presuntos responsables de un delito de tráfico de drogas. El conductor, que se identificó en un primer momento con un permiso de conducir belga, también fue arrestado por usurpación de estado civil al tratar de identificarse con una documentación que no le pertenecía para evitar que los agentes comprobaran que tenía en vigor una prohibición de entrada en territorio Schengen, como conmutación de una pena de prisión por tráfico de drogas en Bélgica.

En el registro practicado en la localidad de Estepa -donde los investigados tenían su base de operaciones- los investigadores han intervenido una balanza, una selladora, útiles para la manipulación de la droga, 3.900 euros, documentación falsa y otros documentos de interés para investigación.

El Juzgado de Instrucción Número dos de Baza (Granada) ha decretado el ingreso en prisión para uno de los investigados y libertad con cargos para el segundo de ellos.