El Meridiano Baza necesita la prórroga para ganar al Andújar

El Meridiano Baza necesita la prórroga para ganar al Andújar
  • El partido fue tremendamente competido y los jienenses lograron recortar los 12 puntos de diferencia de los locales en el tercer cuarto

Por fin llegó el día del primer partido de la temporada 2016/17 que tanto se estaba esperando para poder comenzar a tomarle el pulso a la nueva categoría. El Meridiano Baza debutó con victoria en la liga EBA, aunque le costó mucho poder doblegar al Andújar, que llegó a forzar la prórroga.

Desde el inicio, el equipo rojillo tomó el mando en el luminoso pero sin poder poner ventaja de por medio ante un Andújar que realizó un buen partido y superó a los locales en la faceta reboteadora, que durante la pretemporada había sido uno de los puntos fuertes de los hombres de Mariano García. Los jugadores visitantes Edmond Koyanouba y Antonio Joaquín lograron 22 rebotes entre los dos.

La intensidad fue una constante de los dos equipos durante todo el partido y ninguno se dio por vencido, con sucesivas alternancias en el marcador, en tablas en cuatro ocasiones. Hubo minutos en los que el equipo jienense parecía que se marchaba, pero apareció Alberto Moya, que logró 5 tiples de 7 intentos para establecer la igualdad. Faceta en la que también destacaron Antonio López, con 4 de 6 intentos, y Jorge, con 3 de 4, para desesperación del entrenador visitante, al borde de un ataque de nervios cada vez que los locales lograban una canasta de 3 puntos.

Tras el descanso, el Meridiano Baza logró irse a los 12 puntos de ventaja, que fue la mayor diferencia del partido, pero poco a poco el equipo de Ignacio Criado fue rebajando la ventaja, estableciendo una vez más la igualdad en el marcador.

A los instantes finales del tiempo reglamentario se llegó con ventaja local, el partido estaba casi ganado por el Meridiano Baza, pero se precipitaron en los dos últimos ataques y el Andújar, por medio de su base Jesús Carcelén, que fue el mejor se su equipo, asumiendo el peso del partido, en las tres últimas jugadas posibilitó la prorroga con un empate a 77 puntos.

La sensación ante la prórroga fue que el Andújar podría hacer valer su experiencia y aprovechar el subidón que les supuso igualar el partido y que los jugadores locales podrían derrumbarse. Pero no fue así, gracias en gran medida a que los jugadores con menos minutos cumplieron con su papel y todos los que participaron demostraron su carácter luchador.

Dejando el aspecto deportivo a un lado, este primer encuentro en liga EBA puso a prueba los nervios de la directiva del Meridiano Baza, solventando pequeños o graves problemas, sobre todo con el marcador y otros detalles que junto con el Ayuntamiento deben de solucionar, por exigencia de la Federación Española de Baloncesto.

Temas