Ingresa en prisión tras destrozar la cara a su expareja, que sigue hospitalizada

  • La víctima está pendiente de una operación para recomponerle los huesos rotos del rostro en el hospital del PTS de la capital granadina

Un individuo de 42 años ha ingresado en la prisión de Albolote tras ser detenido la pasada noche del miércoles en Baza, acusado de propinar una brutal paliza a una mujer con quien mantuvo una relación sentimental, aunque llevaban meses sin convivir bajo el mismo techo. La mujer está pendiente de ser intervenida quirúrgicamente en Granada después de sufrir graves problemas en un ojo y tener el pómulo, así como otros huesos de la cara, destrozados.

Este individuo se personó en la vivienda de la víctima con la excusa de ver al hijo pequeño que tienen entre ambos y llevarlo a su casa. El agresor cogió al niño, lo bajó al coche estacionado en la calle y allí lo dejó. A continuación, regresó a la vivienda donde estaba la madre del menor. Allí, comenzó a lanzar puñetazos a la víctima mientras ella pedía auxilio a gritos.

Los vecinos, tras oír la trifulca, decidieron contactar con la Policía Nacional que en pocos minutos se personó en el lugar de los hechos. Allí se encontraron a la mujer con el rostro destrozado, con bastantes hematomas y cubierta de sangre. Testigos que pudieron presenciarla antes de ser trasladada al hospital no daban crédito a su estado.

El agresor no utilizó ningún tipo de arma para efectuar la agresión. Solo empleó la fuerza de los puños para destrozar la cara de su expareja, quien presenta distintos huesos de la cara rotos, entre ellos, el pómulo. Este sujeto es de gran corpulencia y atacó a su expareja a través de la fuerza física, a sabiendas de que la agredida no tenía fuerza suficiente para hacer frente a la agresión.

La Policía Nacional procedió a su detención y la primera noche permaneció arrestado en los calabozos de la comisaría de Baza. Tras pasar ayer a disposición judicial, el titular del juzgado de guardia bastetano decidió enviarlo a prisión. Anoche durmió por primera vez en la cárcel de Albolote.

No hay denuncias previas

La pareja llevaba separada ya unos meses y no hay denuncias de maltrato previas. Los vecinos de la víctima, según los testigos consultados por IDEAL, le salvaron la vida a esta mujer porque si la Policía Nacional tarda un poco más, seguramente no lo hubiera contado.

El Ayuntamiento de Baza ha convocado para hoy a las once de la mañana una concentración de condena contra todo tipo de violencia de género y en solidaridad con esta vecina de Baza, bastante conocida y querida en este municipio del norte de la provincia.

«Condenamos con toda la energía este nuevo episodio de violencia de género que por desgracia le ha tocado a una vecina de Baza, a la que queremos mostrar todo nuestro apoyo y solidaridad. Debemos seguir avanzando en la concienciación contra esta lacra, trabajando para que las nuevas generaciones no repitan los mismos errores y generando conciencia contra el machismo y contra la violencia de género», señaló ayer el alcalde socialista de Baza, Pedro Fernández.