Cientos de niños juegan con el Cascamorras

fotogalería

El Cascamorras, rodeado de niños y mayores por las calles de Baza. / J.U.

  • Baza celebra hoy la gran fiesta con 3.000 litros de pintura para evitar que el Cascamorras se pueda llevar a la Patrona

Cientos de niños y niñas de Baza participaron en la tarde noche de ayer en una nueva edición del Cascamorras infantil. Entre niños y padres, más de dos mil personas se dieron cita en la comitiva desde la plaza de la Eras, junto al monumento del Cascamorras, hasta llegar a la iglesia de la Merced, donde se encuentra la Virgen de la Piedad.

Grandes y pequeños se divirtieron con el Cascamorras de Honor, Jesús Samaniego, que fue jugando con todos. Unas veces corría, otras se paraba a golpear con la porra de esponja y otras veces aparecía de improviso sorprendiendo a todos.

El Cascamorras infantil surgió hace pocos años, a iniciativa de la asociación multicultural Cascamorras Baza, que a su vez cogió la idea del Cascamorras Infantil que se venía celebrando en Guadix con mucho colorido. El Ayuntamiento bastetano aceptó el reto y lo mismo hizo la Hermanad de la Virgen de la Piedad de Guadix y sobre todo los Cascamorras. Ayer una parte de ellos también estuvieron en Baza.

El Cascamorras Infantil, es una actividad diseñada para que los niños más pequeños puedan acercarse a Cascamorras sin miedo y para animarles a que poco a poco lo vayan conociendo y difundiendo.

Jesús Samaniego, vistió su traje multicolor y juró bandera en los lugares de costumbre a lo largo del recorrido, todo ellos entre gritos de «¡Cascamorras, Cascamorras!». Todo ello sustituyendo la pintura negra por serpentinas y utilizando ceras de colores para pintar las caras de todos los que se prestaron a ello, además de lucir una pañoleta de la Fiestas Internacional de Cascamorras.

La celebración de esta fiesta infantil es la suma de la colaboración de diversos colectivos que implican a un centenar de efectivos. Cáritas y Ad- Hoc y Cruz Roja de la Juventud se encargaron de pintar caras, Protección Civil repartió pulseras identificativas para que los pequeños que pudieran perder de vista a sus padres pudieran ser localizados rápidamente.

Todo está preparado en Baza para recibir a Cascamorras, Fiesta de Interés Turístico Internacional que se celebra cada 6 de septiembre a las seis de la tarde y que teñirá la ciudad con el negro de 3.000 kilos de pintura negra ecológica. Los barriles con la pintura se dispondrán en Las Arrodeas y en un punto de acceso a las mismas, para que todas las personas que quieran pintar al sucesor de Juan Pedernal puedan hacerlo de forma segura y sana para ellos y, también, para el medio ambiente, ya que se trata de una mezcla de aceite vegetal y pigmentos minerales.

Se espera que la fiesta del Cascamorras sea muy diferente a la del año pasado, en la que dos tormentas consecutivas se hicieron protagonistas. Esta vez el fuerte calor seré un hándicap a superar para la hora de la carrera se esperan temperaturas de 36 grados centígrados.

En la organización de la fiesta y preparación de la ciudad para la afluencia masiva de visitas que cada año acuden a pintar y a contemplar a Cascamorras, se implican unas 170 personas de diferentes áreas municipales (Mantenimiento, Seguridad, Cultura, Limpieza), bomberos y Protección Civil. Al margen de los medios externos que colaboran con el Ayuntamiento, como Policía Nacional, la delegación del Gobierno de la Junta en Granada y el 112, efectivos del Distrito Sanitario Granada Nordeste y Cruz Roja.

Será un dispositivo amplio que contará con tres desfibriladores móviles, dos ambulancias y una UVI móvil y seis puntos de atención de primeros auxilios que lo convertirán en un evento más seguro. Por ello se restringirá el acceso de vehículos a Las Arrodeas, punto de salida de Cascamorras, desde una hora antes del inicio de la fiesta. Es decir que a partir de las cinco de la tarde no se permitirá el paso de vehículos de motor desde el Camino de las Canteras, la Cuesta del Francés o San Pedro Mártir.