La Junta celebra la creación de la Asociación de Agricultores, Ganaderos y Productores AGAPRO

La Junta celebra la creación de la Asociación de Agricultores, Ganaderos y Productores AGAPRO

Aglutina a más de 8.000 personas de los municipios de Baza, Benamaurel, Caniles, Castril, Cúllar, Cuevas del Campo, Freila, Huéscar y Orce

JOSÉ UTRERABAZA

El delegado de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Manuel García Cerezo, ha asistido al nacimiento de una nueva Asociación de Agricultores, Ganaderos y Productores (AGAPRO) de las comarcas de Baza y Huéscar, que nace con el reto de intentar revitalizar, transformar, modernizar y rejuvenecer la agricultura y la ganadería de la zona.

Las entidades asociativas que se van a integrar en esta asociación aglutinan a más de 8.000 personas que proceden de los municipios de Baza, Benamaurel, Caniles, Castril, Cúllar, Cuevas del Campo, Freila, Huéscar y Orce.

Durante su intervención en la asamblea constitutiva de la nueva asociación García Cerezo destacó el papel que juega la agricultura y la ganadería en la economía provincial, alcanzando la cifra de los 1.600 millones de euros en 2017, lo que representa el 7% del PIB de la provincia. Mostró su satisfacción por la puesta en marcha de esta iniciativa y la disposición y apoyo de la Junta de Andalucía para alcanzar el objetivo «que no es otro, que los agricultores, los ganaderos y la industria agroalimentaria de las comarcas Baza y Huéscar, mejoren y se consoliden en el territorio, lo que repercutirá sin duda alguna, en mejorar el día a día de todos vosotros».

La Consejería de Agricultura, a través de la delegación territorial, de las Oficinas Comarcales Agrarias y los Grupos de Desarrollo Rural, «están al servicio de entidades como la recién creada, con la promoción de políticas dirigidas a mejorar la competitividad de la agricultura, ganadería y la agroindustria, así como, a restaurar, conservar y mejorar los ecosistemas agrarios de nuestros pueblos», según García Cerezo, que hizo hincapié en la finalidad de evitar que los jóvenes abandonen el campo y ganar la batalla al despoblamiento de las zonas rurales».

En esta línea se viene trabajando desde el Gobierno Andaluz, que busca frenar el despoblamiento a través de cinco líneas claves como son: la participación, la creación de empleo, la igualdad de oportunidades, la innovación y la cooperación entre territorios para intercambiar experiencias de desarrollo, para facilitar la rentabilidad de las explotaciones, el relevo generacional, la modernización, transformación de las pequeñas y medias empresas (PYMES), la mejora de las infraestructuras agrarias y comunidades de regantes, etc.

El presidente de AGRAPO es José Antonio Azor Navarro, agricultor y empresario de Baza, mientras que la vicepresidencia la ostenta, José Antonio Puntas Tejero, que es a su vez el presidente de la Asociación Nacional de Criadores de Ovino Segureño (ANCOS) con sede en Huéscar. Como secretario de la asociación figura Juan Francisco Valero Padilla, que es un agricultor de Caniles. Como vocales han sido designados, el empresario de Orce, José Gabriel Villalobos Masegosa, Manuel Antonio González Castaño, agricultor y empresario de Zújar y Juan Antonio Luque Borrego, empresario relacionado con el sector agrario y la tecnología.

José Antonio Azor, destaca que entre los objetivos de la flamante asociación que se ha venido gestando desde hace año y medio están «dignificar las profesiones relacionadas con el sector primario, formar a las generaciones futuras y crear foros de investigación entorno a nuestros cultivos y productos ganaderos, incorporar las nuevas tecnologías de riego, transformación y comercialización a la zona, mejora de las infraestructuras en la misma, promoción del papel de la mujer en el sector, entre otros muchos objetivos, como el intentar frenar el actual proceso de despoblamiento de los municipios de las comarcas de Baza y Huéscar y hacer atractivas y rentables las profesiones para las generaciones futuras».

 

Fotos

Vídeos